Con el nacimiento comienza un periodo de adaptación del niño al mundo que lo rodea. Cada bebé transita este período de una manera muy personal e individual. Los temblores, sobresaltos y estornudos son normales. Duermen aproximadamente 18-20 horas, y a ésta edad no deberían pasar más de 4 horas entre cada alimentación. Es normal que lloren después del alimento, el cambio de ropa o pañal, la madre irá desarrollando confianza en su habilidad para interpretar las necesidades de su hijo.

Primera consulta




icono ws